Aquí tienes 6 medidas que puedes tomar para evitar que tu coche se oxide este invierno

El invierno trae consigo muchos acontecimientos alegres, como el Año Nuevo y la Navidad en la mayoría de los países. Debes celebrar esta época del año y divertirte.

Pero para muchas personas el invierno no es la mejor época del año. Estamos hablando de propietarios de coches. Los propietarios de coches saben que el invierno puede poner a prueba sus habilidades de mantenimiento. Si no cuidas bien tu coche en invierno, puedes reducir drásticamente su vida útil.

¿Qué hace que el invierno sea tan difícil para los vehículos? No te gustarán las carreteras saladas, las mañanas frías o las condiciones de humedad que hacen que tu coche se oxide.

¿Puedes evitar dañar tu coche? Precisamente por eso estamos aquí. Este artículo trata de cómo prevenir los daños del invierno y la oxidación.

Lo mejor es lavar el coche una vez al mes para mantenerlo libre de óxido y evitar la oxidación en invierno. Se puede aplicar cera a la pintura para protegerla de la oxidación y también se puede proteger la parte inferior de la carrocería.

Aquí tienes una lista más detallada de cómo proteger tu coche de la oxidación en invierno:

Índice de Contenido
  1. 1. Lavado regular de coches
  2. 2. La cera se aplica para proteger la pintura
  3. 3. Protección contra el óxido
  4. 4. Hacer desaparecer los bloques
  5. 5. Alfombras para todas las estaciones
  6. 6. Aplicar aceite sobre la imprimación
  7. Preguntas frecuentes: Prevención de la oxidación
    1. ¿Se puede lavar el coche en invierno para evitar la oxidación?
    2. ¿Qué puedo hacer para evitar que el óxido de mi coche empeore?
    3. ¿Se puede evitar que la roya se extienda?
    4. ¿El lavado del coche puede provocar óxido?

1. Lavado regular de coches

Lavado de coches

En invierno, la nieve cubre las carreteras y los caminos y puede dificultar mucho la conducción. La sal se utiliza para derretir la nieve y limpiar las carreteras.

La sal puede ser buena para tu vehículo, pero no para tu carretera. Las carreteras con sal pueden adherirse a los vehículos y provocar corrosión.

Es importante lavar el coche con regularidad para evitar estos accidentes.

Evita el óxido lavando el coche al menos dos veces al mes, sobre todo en invierno. Es posible que tengas que utilizar productos especiales para eliminar la sal y el óxido de la pintura.

No se recomiendan los lavados automáticos porque pueden dañar la pintura. Pero mucha gente no tiene un garaje para lavar su coche.

Hay muchos lavaderos de coches que lavan el coche a mano. Lo recomendamos encarecidamente.

RESUMEN: ¿Cómo preparas tu coche para almacenarlo a largo plazo?

2. La cera se aplica para proteger la pintura

Lavado de coches

La sal y la suciedad pueden acumularse en la carrocería de tu coche. Después de lavar tu coche, aplica una capa extra de cera a la pintura para protegerla de la desecación.

Esta cera evita que la suciedad y la mugre se adhieran al coche. El invierno requiere una atención especial en los puntos más vulnerables, como el chasis o las ruedas. Así que no te olvides de acondicionar tu coche antes de que empiece el invierno.

3. Protección contra el óxido

Protección bajo el coche

Hoy en día hay muchos productos antioxidantes en el mercado que se pueden aplicar a la carrocería de tu coche. Como los bajos del coche están expuestos al agua, la sal y la nieve, son más propensos a sufrir daños por oxidación. Una capa de protección contra el óxido prolonga la vida de tu coche.

Puedes hacerlo tú mismo o contratar a un taller de carrocería. Si no tienes las herramientas necesarias, puede llevar mucho tiempo.

La mayoría de los coches con motores más nuevos tienen muchas cubiertas de plástico para protegerlos. Estas cubiertas pueden atrapar la suciedad y provocar la oxidación. Es mejor quitar las cubiertas cuando el coche está levantado.

4. Hacer desaparecer los bloques

Drenajes en la puerta del coche

Todos los coches tienen desagües que evitan que el agua se estanque. Los desagües están en las puertas y en los laterales de las mismas. Esto puede bloquear el flujo de agua si los desagües están obstruidos con suciedad y hojas.

En estos casos, no drenan el agua de la carrocería, sino que obstruyen el agua dentro del coche y favorecen la oxidación.

También encontrarás algunos bajo los alféizares y otros lugares del coche. Mira debajo del coche para ver si hay algún punto obstruido. A menudo hay un tubo que sale del parabrisas debajo de tu coche. Hay que vaciarlo y limpiarlo.

Informado: Las 10 mejores fundas cerámicas para coches

5. Alfombras para todas las estaciones

Alfombrillas de coche agua

El interior también debe mantenerse seco. Cuando te subes a tu coche, a menudo te llevas sal y nieve. Aunque sea una pequeña cantidad, la sal y la nieve pueden ser peligrosas. El suelo del coche puede oxidarse y el chasis puede debilitarse.

Esto no debería ocurrir. Para evitarlo, simplemente compra alfombras para todo tipo de clima. Evitan que el agua, la suciedad y otras sustancias lleguen a la alfombra. Protegen el suelo y te permiten retirar el contenido peligroso sin dañar el resto.

6. Aplicar aceite sobre la imprimación

Aceite de protección de bajos

Ya hemos hablado de los inhibidores de óxido y de cómo protegen tu coche de la oxidación. Estos productos pueden ser bastante caros. La protección contra el óxido puede no ser asequible para todos

Afortunadamente, existe un método para resolver este problema. Para evitar la oxidación, podemos aprender de los antiguos agricultores que trataban sus tractores y camiones con aceite. Se trata de una protección de los bajos del coche y la única finalidad del aceite utilizado es proteger el coche de la oxidación.

El aceite absorbe la suciedad, la sal y otras impurezas de la carretera y evita que se depositen en el metal. Mientras se proteja de las sustancias nocivas, se mantendrá en óptimas condiciones.

AUDIENCIA : Cómo evitar la gelificación del gasóleo

Preguntas frecuentes: Prevención de la oxidación

¿Se puede lavar el coche en invierno para evitar la oxidación?

Es una buena idea lavar el coche a menudo en invierno. De esta manera, puedes evitar que se oxide. Cuando laves tu coche, también debes utilizar los productos adecuados para eliminar toda la suciedad.

¿Qué puedo hacer para evitar que el óxido de mi coche empeore?

La mejor manera de eliminar el óxido es rociarlo con pintura antioxidante. El lavado regular también ayuda a evitar que se oxide más.

¿Se puede evitar que la roya se extienda?

Si una pieza metálica de un coche empieza a oxidarse, no es fácil detenerla sin sustituir la pieza o lijarla y repintarla por completo. Sin embargo, puedes añadir inhibidores de la oxidación para ralentizar el proceso.

¿El lavado del coche puede provocar óxido?

Es posible que tu coche se oxide más si lo lavas con demasiada frecuencia o si utilizas los productos equivocados. Pero es más probable que el óxido provenga de un exceso de cantidad.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir